He vuelto.

lunes, diciembre 14, 2009

Intestinos

Es como si las tripas empezaran a retorcerse, a girar dentro de la barriga, antes de la columna, y quisieran salir en dirección opuesta a la que imaginas. Con vida propia, retorciéndose de dolor, y con ellas yo, y con ellas los colores, que cambian a color tripa retorcida, dibujándose en bocas que hablan.
-No puedes escribir. No puedes crear.
Y se repite. Se repite. Y respiran, lo oigo, su cadencia es mi cadencia, en el delirio, y el el frío, que arde en contraste con el gusano que ahora son mis intestinos que empiezan a salir a través de mi ombligo. Intento retenerlos dentro, no puedo. Quisiera tener un machete para cortarlo y que la cabeza del gusano cayera, sus afilados dientes en su boca circular me acojonan, y sus ojos rojos, vacíos, sin vida, me observan. Mis manos lo envuelven, intento estrangularlo, pero continúa saliendo llenándolo todo de sangre. A borbotones.
-Eso es lo único que puede salir de ti. Mierda y gusanos.
-Que te jodan -contesto.
El gusano sale, y me envuelve. Me asfixia él a mí, está en mi cuello, en mi cara, me cubre los ojos y su textura gelatinosa, como a baba de caracol me envuelve. Es asqueroso. Quiero vomitar, pero no puedo. Me mareo, bordeo la pérdida de consciencia.

Me despeja el violento golpe del gusano contra mi boca y mis dientes, reventándolos; reventando la mandíbula. Baja a toda velocidad por mi garganta, siento que me desgarra el esófago, destroza el estómago, y mis entrañas se esparcen por toda la habitación. Lo único que queda de mí es medio cráneo, que sobrevive lo suficiente como para ver mis vísceras por todas partes, sangre, y un enorme gusano reptando hacia algo que se parece a mi corazón, con la boca abierta. Está hambriento.

"La verdad, no envidio a Mónica Lewinsky." Vaya mierda de último pensamiento.

5 comentarios:

Yhadax dijo...

Maldito niño traumatizao...

Acabas de producir una sensación asquerosa en mí, te parecerá bonito.

Por cierto, ¿a qué viene lo de la tita Mónica?

¡A seguir!

Vico dijo...

Lo he conseguido, te he provocado asco.

Maat dijo...

Y tanto que pesadilla... Consigues que uno pueda imaginar perfectamente ese gusano, su movimiento, su contacto... Me ha gustado, sobre todo por el ritmo vertiginoso que le has dado.
Ah! Y la vida está llena de pensamientos de mierda, así que tampoco es descabellado que sea uno de éstos el último ^^

Un saludo y sigue escribiendo!

Cris dijo...

No pares de escribir, vomita palabras, que siempre va genial Vico, un besote :)

Vico dijo...

@Maat: Me alegro de que te guste este pequeño cambio de estilo, espero que no te haya revuelto el estómago imaginar esa criatura deslizándose viscosamente, jeje.

@Cris: Estamos trabajando en ello, que diría nuestro ilustrísimo.

Gracias a las dos por venir y comentar!